Plazo de impugnación de actas en Comunidades de Propietarios

Los vecinos de una comunidad deben recibir una convocatoria cada vez que se celebre una junta de vecinos, que refleje la fecha, la hora, y los puntos a tratar. Después de que ésta tenga lugar, seguramente se hayan aceptado acuerdos sometidos a votación entre los vecinos presentes.

En algunas situaciones, éste hecho puede crear disconformidad entre algunos vecinos y, por ello, es importante saber cómo se puede iniciar la impugnación del acta de una Comunidad de Propietarios y qué plazos debemos respetar.

Requisitos para impugnar el acta de una Comunidad de Propietarios

La Ley de Propiedad Horizontal marca, en el artículo 18, que los acuerdos de una junta de vecinos se pueden impugnar siempre que:

  • Sean contrarios a los Estatutos de la Comunidad o la legislación vigente.
  • Resulten lesivos para los intereses de la comunidad en beneficio de uno o varios propietarios.
  • Supongan un grave perjuicio para algún propietario que no tenga obligación jurídica de soportarlo o se hayan adoptado con abuso de derecho.

Cualquier vecino podría iniciar el proceso para impugnar los acuerdos, siempre que hubiese salvado su voto en la Junta, no hubiese podido asistir o hubiese sido privado de su derecho a voto. Además, es preciso que se encuentre al día del pago de todas las deudas, o abonar la cantidad que reste pendiente con antelación.

De acuerdo a lo establecido, y antes de proceder a los órganos oficiales, es importante que en el acta de la Junta conste la disconformidad con el acuerdo adoptado. Para ello, el primer paso consiste en remitir un escrito donde se refleje la oposición, en un plazo de treinta días tras recibir el acta en caso de no haber asistido.

Proceso y plazos para impugnar los acuerdos de un acta de Comunidad de Propietarios

La Ley de Propiedad Horizontal establece que los acuerdos de la Comunidad de Propietarios deberán ser impugnados ante los Tribunales de Justicia del lugar en el que se encuentre el inmueble. Para ello, se debe interponer una demanda de impugnación de acuerdos de la Comunidad de Propietarios en el juzgado de primera instancia de la localidad, siendo obligatorio ser intervenido por medio de un Procurador y un Abogado.

Los acuerdos deben impugnarse por el Procedimiento Ordinario, tal y como establece el artículo 249.8 de la Ley de Enjuiciamiento Civil. Excepto en caso de que la demanda trate exclusivamente sobre reclamaciones de cantidad, que se deberá tramitar por el procedimiento que corresponda.

El plazo bajo el cual debe presentarse la demanda es de tres meses desde la celebración de la Junta siempre que ésta se fundamente en resultar lesivo para los intereses de la comunidad en beneficio de uno o varios propietarios, o suponga un grave perjuicio para algún propietario que no tenga obligación jurídica de soportar.

El plazo, sin embargo, aumenta a un año si ésta resulta contraria a los estatutos de la Comunidad de Propietarios o a la ley.

Los plazos establecidos son inamovibles, por lo cual será considerada inválida si no se lleva a cabo en dicho período. Además; la impugnación tampoco suspende la ejecución del acuerdo, siempre que un juez no lo determine como medida cautelar o que el demandante así lo especifique en la demanda.

Dejar respuesta